Entradas

Mostrando las entradas con la etiqueta transferencia

LA PACIENCIA DE SER PACIENTE

Imagen
Así como el ser humano es complejo, el proceso psicoterapéutico también lo es. Tiene vicisitudes, adelantos, retrocesos. A veces las personas avanzan y caen nuevamente, repiten. Otras veces, sienten que no avanzan y, de un momento a otro, se sorprenden enfrentando las mismas dificultades de distinta manera. Para realizar una psicoterapia hay que ser paciente, en el amplio sentido de la palabra: hay que instalarse en el lugar de paciente y hay que tener paciencia. Esto significa tener la intención, la disposición de realizar un trabajo personal y de  entender que es un proceso lento, que requiere tiempo. La primera invitación que hace un psicólogo a un paciente es tener un lugar . Esta acción permite que la persona pueda hablar sobre sí misma y, poco a poco, vaya ocupando este espacio, haciéndolo propio. Al hablar se va escuchando, algo se empieza a movilizar, permitiéndole ir vinculando hitos de su memoria a su situación actual, ir encontrando luces sobre lo que le

ME ENAMORÉ DE MI PSICÓLOGO ¿Qué Hago?

Imagen
La relación psicólogo-paciente es una de las más íntimas . Muchas personas se preguntan qué pasa con el amor en esta intimidad, se preguntan cual es el límite y cómo se controla el afecto y el sexo en esta situación. Algunos creen que transgredir esta frontera puede suceder y que es normal, incluso existen profesionales que lo permiten, aludiendo a que "hay que dejarse fluir"                                                                                                                 ¿Y porqué no?  ¿Cómo se podría evitar una atracción amorosa, erótica, sexual, si ésta va más allá de las personas, del sujeto, de sí mismo? Es importante aclarar que l a relación terapéutica es asimétrica, incluso existe un pago de por medio: asiste una persona que necesita ayuda y existe otro dispuesto a ayudarla. Es cierto que hay muchas maneras de ayudar. En este sentido, el lugar de un psicólogo es distinto al que ocupa un terapeuta ocupacional, un asistente social, un profes

"¿Qué se PAGA en PSICOTERAPIA?"

Imagen
La complejidad del dinero también se juega en la relación psicoterapéutica, en tanto cada paciente le dará una significación diferente según sea su caso en particular.  Si pensamos que la relación psicoterapéutica es un trabajo , tanto por parte del psicólogo como por parte del paciente, hay que entender lo que implica que exista un pago de por medio. El paciente le paga una cierta cantidad de dinero, previamente estipulada por el profesional o acordada entre ambos, que va a definir un tipo de relación: el psicólogo NO es un amigo, ni un profesor, ni un padre ni una madre, el psicólogo tiene una función y el hecho de que exista un pago permite que esta función se haga lugar. El pago i mplica una distancia que no se tiene con el amigo, la madre o el padre. Esta distancia es lo que permite que la psicoterapia tenga efectos,  si el profesional atendiera gratis se establecería un tipo de relación que impediría el surgimiento de algunas temáticas fundamentales del paciente. E

SEGUIR A PSICOLOGA XIMENA ARRAU